LEBACs

¿Qué son?

La razón para elegirlos es simple, son los instrumentos “de moda” en el mercado ya que forman parte de los instrumentos sencillos de renta fija, es decir, sabemos cual es nuestro retorno final al momento de comenzar la inversión y su plazo. Adicionalmente, poseen una tasa superior a la del plazo fijo.

Su nombre proviene de LEtras del BAnco Central y su utilidad para la autoridad monetaria radica en el control de la inflación. ¿Cómo funciona el mecanismo? Muy sencillo, el BCRA decide cuanto dinero desea “chupar” de la economía, es decir, quiere achicar el circulante monetario de la economía. Al haber menos cantidad de dinero circulando, existe menor presión inflacionaria. O sea, existe menos dinero “disputándose” los bienes de la economía, si fuera al revés, por ejemplo vía emisión monetaria, habría mayor cantidad de billetes “disputándose” la misma cantidad de bienes en la economía.

En este sentido, podemos pensar en dos tipos diferentes de políticas…aquellas orientadas a generar un aumento en el circulante (expansivas) y aquellas orientadas a reducir el circulante (retractivas). Una política ampliamente utilizada cuando se desea “empujar” o “calentar” la actividad económica es reducir las tasas de interés de manera que existan menores incentivos a ahorrar o invertir el dinero, y en su lugar, consumirlo. Sin embargo, estas politicas no pueden ser “para siempre”, ya que generan fuertes incentivos a “comerse” el stock de capital existente y distorsionan la esencia del sistema de precios en el largo plazo al generar inflación.

Otra política utilizada, que es la que actualmente se viene dando, es la de utilizar las tasas de interés como aspiradora de circulante para bajar la inflación. Este método está demostrando ser efectivo, pero como contraparte, genera un stock de LEBACs que deberá pagarse en el futuro.

¿Como funcionan para el inversor?

Lo que hace uno es comprar $1000 del futuro a un precio menor…digamos…$980 y luego…digamos…dentro de 1 mes, recibirá los $1000 que le corresponden. De esta manera, existe una tasa de descuento implícita por la compra de esos pesos del futuro.

En este ejemplo, sería aproximadamente del 2%. Por lo que, si la inflación del mes se encontrara en el orden del 1%, nuestra renta “real” sería de aproximadamente 1%.

Las licitaciones pueden a hacerse en plazos de 1, 2, 3…hasta los 12 meses, por lo que existen diferentes tasas implícitas para los diferentes períodos.

¿Son mejores que el plazo fijo?

La realidad es que en el mundo de las finanzas no existen mejores ni peores. Sin embargo, si utilizamos la tasa de retorno como referencia, la respuesta es sí. Las LEBACs suelen brindar una tasa ampliamente superior a la del plazo fijo tradicional, por lo que son recomendables para quienes quieran adoptarlas como instrumento.

Adjunta se encuentra la diferencia entre tasas del plazo fijo tradicional y las LEBACs para los últimos meses.

¿Como las compro?

Tenés que comunicarte con tu banco y pedir asesoramiento, es muy sencillo y no cuesta mas que una llamada. Sin embargo, recomiendo que te abras una cuenta en una sociedad de bolsa ya que son bastante más baratas en cuanto a comisiones y te permiten tener mejor control de tu dinero con sus plataformas web. Lo que da como resultado mejores rendimientos para tu dinero y control para vos.

LETEs

¿Qué son?

Su nombre proviene de LEtras del TEsoro y también son emitidas por el BCRA. Tienen el mismo objetivo y funcionan de la misma manera que las LEBACs.

Su gran atractivo radica en que pagan en dólares. Es decir, poseen el mismo mecanismo, pero al final recibís dólares en lugar de pesos. Podés comprarlas en pesos o en dólares y aún así recibís dolares.

¿Qué gran atractivo tienen además de ser en dólares?

Que adquirís dólares a precio MAYORISTA, es decir, al precio que lo compran los grandes jugadores y que suele ser inferior al precio minorista. Si por ejemplo, el dólar para el público se encuentra en $17.50, el dolar mayorista oscilará en torno a $17 y centavos, por poner un ejemplo.

La ventaja para quienes apuesten por esta emisión es que la tasa de interés llega a 3,4% anual en dólares. Se trata de un rendimiento prácticamente imposible de conseguir con otras opciones en moneda extranjera por un plazo tan corto.

¿Cómo las compro?

De igual manera que las LEBACs, nuevamente recomiendo operarlas por sociedades de bolsa por sus bajos costos.

Foto de portada: Guille.